lunes, 29 de diciembre de 2008

Testimonios de Gaza

Copio, para difusión, este texto que me ha llegado de la Plataforma Aturem la Guerra. Sólo añadir a lo que otros compañeros han escrito, por ejemplo, en I Love IU (la lista de los post sobre este tema la podéis consultar en Punts de vista), sólo afirmar que, además de las consecuencias sabidas, Israel, con la ayuda de EE.UU., cada vez coopera más en difundir el integrismo islámico por el mundo, sirviendo a los países interesados en que este clima bélico e irracional, tan útil para ahogar las ansías legítimas de rebeldía de los pueblos y para contribuir a la industria de la guerra, se mantenga. Al menos, no se lo pongamos fácil. Participemos en todas las movilizaciones de nuestros lugares de residencia y exijamos a la comunidad internacional medidas de presión contra Israel y paz de una vez por todas en Palestina.

Cooperantes de Free Gaza, un grupo de observadores internacionales de derechos humanos, políticos, miembros de diversas ONGs y periodistas que han abierto, con el apoyo de cientos de donaciones de todo el mundo, una vía humanitaria por mar para conectar Chipre con el puerto de Ciudad de Gaza. A través de esta vía entregan medicamentos a los hospitales de la franja y pretenden sensibilizar a la comunidad internacional sobre las consecuencias humanas del bloqueo de Gaza:

“Durante los ataques, estaba en calle Omar Mukhtar y he sido testimonio de cómo un lanzagranadas caía a 150 metros de mí. Había gente intentando socorrer a las víctimas de otro ataque, y el lanzagranadas ha atacado a los voluntarios que socorrían a los heridos. La situación en los hospitales es dramática. Ambulancias, camiones y coches están trabajando al tiempo en el traslado de los heridos a los hospitales y en liberar camas en los hospitales trasladando a los enfermos a sus casas. En el depósito de cadáveres no hay espacio. Falta sangre para hacer transfusiones. Acabo de darme cuenta de que entre todos los civiles asesinados hoy estaba la madre de un buen amigo del campo de Jabalya.” Eva Barlett (Canadá), del Movimiento Internacional de Solidaridad.

“Todos los hospitales de la franja de Gaza están saturados de heridos, y no hay ni medicinas ni capacidad para tratarlos. Hoy estamos asistiendo a crímenes contra la humanidad y a una violación sistemática de los Derechos Humanos. El mundo debe actuar ahora e intensificar las llamadas al boicot, a la desinversión y las sanciones contra Israel; los gobiernos deben pasar de la condena de estos ataques a obligar a Israel a acabar con el bloqueo de Gaza.” Alberto Arce (España), del Movimiento de Solidaridad Internacional.

“El depósito de cadáveres del Hospital de Shifa no tiene espacio para los cadáveres que van llegando. Hay partes de cuerpos distribuidos por todo el hospital.” Dr. Haidar Eid (palestino, de Sudáfrica), profesor de Estudios Culturales y Sociales de la Universidad Al Aqsa de Gaza.

“Las bombas empezaron a caer cuando los niños estaban volviendo de la escuela. Salí fuera y me encontré un niña aterrorizada de apenas 5 años que saltó a mis brazos.” Sharon Lock (Australia), del Movimiento de Solidaridad Internacional.

“Es terriblemente triste. Esta masacre no traerá seguridad ni permitirá formar parte al Estado de Israel de Medio Oriente. Las llamadas a la venganza ya se escuchan por todas partes.” Dr Eyad Sarraj, presidente del Centro de Salud Mental de la franja de Gaza.

“Mientras hablo, ellos han derrumbado un edificio a 200 metros de aquí. Hay humo por todas partes. Esta mañana fui al edificio de al lado de donde vivo en Rafah que ha sido destruido. Dos excavadoras estaban limpiando la zona. Pensaban que ya habían encontrado todos los cuerpos, pero cuando llegamos encontraron uno más”. Jenny Linnet (Reino Unido), del Movimiento de Solidaridad Internacional.

9 comentarios:

AnaCess dijo...

Campaña urgente instando a un alto al fuego inmediato en Gaza

http://www.avaaz.org/en/gaza_time_for_peace/

àngels dijo...

Eva, no havia vist que ja havies penjat el post! He llegit tant aquests darrers dies sobre Gaza que no s'em queda rès a la memòria, potser per estalviar dolor. Ara he obert el teu bloc, i m'ho trobo. Bona tasca, la d'aquests periodistes, i la de tots i totes les persones de la professió que ajudeu a que es sàpiga la veritat. Petons,

josue dijo...

Se ruega visitar la página en Internet del Centro de Información de Palestina (www.palestine- info.co.uk).

Ayer publicaba una noticia con fotografía del líder de Hamás Nizar Al-Rayyan, abatido por el Ejército de Defensa de Israel.

Llama la atención una noticia, fechada el dia 1 de Enero en Jabalya porque en el cuarto párrafo se reconoce que Rayyan “tomó la iniciativa, hace dos años, de proteger casas de los ataques aéreos israelíes formando escudos humanos que fueron eficaces al conseguir parar esta práctica de la ocupación israelí que solía telefonear a los ocupantes de las casas para instarles a evacuarlas ya que en diez minutos la casa iba a ser bombardeada”.

En este párrafo se reconocen dos hechos esenciales:

1º Hamás utiliza a su población civil como escudos humanos para evitar que sus sedes, arsenales, etc sean bombardeados. Esta práctica les ha sido eficaz en muchas ocasiones porque el fin del Ejército israelí no es dañar a la población civil.

2º El Ejército israelí no actúa sin antes avisar a los ciudadanos. Telefonea casa por casa a sus ocupantes para que evacúen ya que se encuentran un zonas de objetivos militares.

Los enlaces donde se puede ver la información son:
http://www.palestin e-info.co. uk/en/default. aspx?xyz= U6Qq7k%2bcOd87MD I46m9rUxJEpMO% 2bi1s7Yq6KZIGGwb WYV2rCr8sDPfT09J Jfk1Si4RYItLZreB qI1a9UBVMOMlchh0 4motfpJGidgMe2% 2bIFkNzDtMSrJW8A PH1WOApepXMR2VgV N3BE%3d
El enlace a la página en PDF:
http://switch3. castup.net/ cunet/gm. asp?ai=58&ar=Plestine- info.co.uk. pdf&ak=null

josue dijo...

LA VUELTA AL MUNDO - DIARIO EL LITORAL – SANTA FE - ARGENTINA

La guerra y la paz en Medio Oriente

Rogelio Alaniz

Hace ocho años que desde la Franja de Gaza se bombardea a ciudades y pueblos del sur de Israel. En algún momento se firmó una tregua, frágil, inestable, pero tregua al fin. No sé por qué motivos los terroristas de Hamas consideraron que el acuerdo de paz incluía arrojar un determinado número de explosivos por día. Ninguna de las organizaciones pacifistas del mundo dijo demasiado sobre el tema. El silencio de algunas se justifica porque consideran que Hamas es un movimiento de liberación y que la violencia en manos del pueblo no es violencia, es justicia. Otras callan porque estiman que -como dijera Amos Oz- Hamas es una banda de bellacos a la que no se le puede exigir los compromisos que les corresponden a los Estados.
Planteadas así las cosas, Israel está obligada a soportar el bombardeo periódico desde Gaza, pero si en algún momento -sobre todo cuando las cuotas de bombas permitidas empieza a excederse- decide responder como corresponde, el mundo de las organizaciones pacifistas se rasga las vestiduras y derrama lágrimas ardientes por la tragedia del pueblo palestino.
Ocurre que los bellacos de Hamas pretenden disfrutar de todos los beneficios de un Estado y no hacerse cargo de ninguno de los compromisos que significa asumir la estatidad. Controlan una población de un millón y medio de habitantes, mantienen el monopolio de la violencia sobre el territorio, militarizan a la población civil, pero cuando la Nación a la que agreden les responde como se merecen, reclaman que el mundo sea solidario con ellos.
Es más, los ataques de Hamas a Israel están dirigidos a la población civil; los ataques de Israel procuran golpear a los terroristas y a sus bases materiales. Es lo que hicieron ahora. La gran herida al orgullo militarista de Hamas es que el noventa por ciento de los objetivos atacados fueron militares. Los muertos y heridos en su inmensa mayoría fueron terroristas. Para la propaganda victimizadora de Hamas ésta es la peor noticia que pueden recibir. La derrota militar y política fue tan grande que Abbas desde Cisjordania les reprochó haber roto la tregua deliberadamente.
Desde Egipto -sobre todo cuando se enteraron de los túneles que armó Hamas para comunicarse ilegalmente con ese territorio-, los criticaron con términos muy duros y les reprocharon -esto es importante- oponerse a que la población civil sea asistida. El dato merece mencionarse: para Hamas es decisivo presentar a la población civil -a la misma que usan de escudo- como víctima, de modo que la tontería y la mala fe antisemita que pulula por Occidente se sensibilice con la supuesta tragedia de un pueblo.
La Franja de Gaza es un pequeño territorio en el que se apretujan más de un millón y medio de palestinos. Empobrecidos, ignorantes, resentidos, adoctrinados en el odio desde siempre, soportan con resignación y mansedumbre ser usados por terroristas profesionales cuyo oficio exclusivo es rezar y matar. En la Franja de Gaza, las órdenes de Hamas no se discuten, se acatan o se acatan. Quien no las admite es acusado de traidor y ejecutado en el acto.
Hace unos años, desalojaron del poder a sus paisanos de Al Fatah y declararon la guerra santa a Israel. En todas sus declaraciones y anuncios, Hamas ha sostenido que su objetivo es destruir a Israel y arrojar los judíos al mar. Esa meta está fuera de toda discusión. Golda Meier, con su estoico humor judío les dijo más o menos lo siguiente: “Entiendo que nos quieran borrar del mapa, pero, ¿realmente pretenden que cooperemos con ustedes para lograr ese objetivo?”.
Algunos dirigentes de Hamas pueden admitir en determinado contexto alguna negociación, pero como dijera su líder máximo, la negociación y la guerra para nosotros no son una contradicción, son parte del mismo objetivo, negociamos y guerreamos. Como le gustaba decir a un dirigente argentino: “Los que quieran entender que entiendan...”.
En Israel, la guerra y la paz son temas abiertos al permanente debate. La izquierda israelí, los sectores moderados y pacifistas, sus burgueses que viven muy bien y quieren disfrutar en paz de sus riquezas, sus intelectuales cada día más críticos, suelen en más de un caso, ser muy mordaces con sus dirigentes. Hace unos días, ese excelente escritor que es Amos Oz publicó una nota en los diarios advirtiendo sobre los riesgos de una invasión israelí a la Franja de Gaza. Particularmente, indicaba sobre la campaña internacional en la que a Israel se lo presentaría como el Estado agresor y a los terroristas como víctimas. Conceptos parecidos expresó el político e historiador Shlomo Ben Ami.
En el viaje que hice a Israel a principios de este año, tuve la oportunidad de conversar con amigos santafesinos que viven allí. Todos, por lo menos su gran mayoría, bregan por la paz, entienden que el futuro de Israel debe ser la paz y se lamentan por la ceguera y el fanatismo de los dirigentes palestinos que condenan a su pueblo a la guerra y a la muerte. Me lo decía un amigo en Tel Aviv: “Quiero la paz con los árabes, pero si me quieren matar a mí o a mi familia me voy a defender. ¿Está mal eso?”.
Escuchaba esas reflexiones y recordaba la entrevista que Oriana Fallaci le hiciera a Golda Meier, y la respuesta de la entonces primera ministra sobre la cuestión de la guerra: “No nos gustan las guerras, ni cuando las ganamos. No nos regocijamos por las guerras. Nos regocijamos cuando desarrollamos un nuevo tipo de algodón o cuando en Israel florecen las fresas”.
Esa retórica no la he escuchado en los labios de los dirigentes de Hamas. Esos debates, esas miradas críticas sobre la realidad política interna de Israel, esas polémicas sobre lo que corresponde hacer y cómo hacerlo es lo que califica a Israel como la gran Nación democrática de Medio Oriente. Su aparente debilidad es su fortaleza y, por sobre todas las cosas, es el síntoma más elocuente de que la causa que defienden es justa o, por lo menos es más justa que la que sostienen los terroristas de Hamas con su fanatismo islámico, su instinto de muerte, su adhesión incondicional a la teocracia de Irán y la dictadura Siria.
Para Israel, no es sencillo tomar la decisión de marchar a la guerra. Una gran Nación, pluralista, democrática y pujante tiene mucho para perder con la guerra. Vuelvo a citarla a Golda Meier: “Un líder que no duda antes de enviar a su Nación a la guerra no es apto para serlo”. Esos escrúpulos no los tiene Hamas, pero lo que no se le puede negar a un Estado, el único Estado en el mundo cuya existencia está amenazada por varias potencias, es el derecho a defenderse.
La paz es un gran objetivo, pero a la paz hay que merecerla. Hamas no quiere la paz y muchos palestinos suponen que es más digno el paraíso de Alá que la vida. Ésa es la verdad y ésa es la tragedia de Medio Oriente. Puede que alguna vez esta realidad cambie, pero ello ocurrirá cuando -al decir de doña Golda- “los palestinos amen a sus hijos más de lo que nos odian a nosotros”.

Eva Mª Durán dijo...

Josue, en el caso que los testimoniso que aduces sean totalmente ciertos (cosa que personalmente dudo), nada justifica lo que Israel está haciendo con el pueblo palestino, que ha cometido también muchas barbaridades, aunque para defenderse de la ocupación; nadie es inocente, pero recuerda quién empezó. No se puede esperar que los palestinos aguanten la ocupación sin actuar, aunque no justifico ninguna acción violenta, sea del bando que sea.

josue dijo...

Eva Mª: ante la duda le envío esta información.

En el informativo de hoy en cnn+ a las 10 hs y repetido a las 11 y 12 , hubo una entrevista con una residente española, María Velasco, que le reproduzco lo mejor posible:

Desde ya el entrevistador intentó llevarla para que respondiera según el protocolo establecido ...pero...la realidad fue otra.
1) aseguró que tenía para comer. La noche anterior había conseguido huevos y patatas y había hecho una tortilla. Además de tomates y pepinos.
2) tenía luz. Casualmente estaba escribiendo su diario a las 12 de la noche.
3) escuchó cañonazos que retumbaron en su casa y que había escuchado que los israelíes habían derribado un edificio. Entonces el periodista le preguntó: ¿los tanques isrealíes disparan contra los edificios con civiles dentro? Ella respondió: no lo sé, PERO ...de cualquier manera los israelíes avisan con tiempo para que evacúen los edificios.¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡
4) cuando pasó al asunto de su salida de Gaza el periodista le preguntó: ¿ lleva varios días sin poder salir? Y ahí la Sra. se puso alterada. Dijo: no días, hace un mes que quiere irse y el consulado no hace nada. Además, el lunes por la noche mientras otros consulados se movieron para sacar a sus ciudadanos (rusos, polacos) el consul de España estaba durmiendo. Y ahora viene lo mejor. Dijo que: cuando la resistencia se enteró que estaban sacando extranjeros, EMPEZARON A DISPARAR COHETES A ISRAEL...y desde entonces estamos prisioneros de la resistencia, así de verdad.¡¡¡¡¡

Intente conseguir esta entrevista. Yo la tengo grabada. Es un documento histórico. Ya sé que la verdad de uno no siempre es la verdad del otro. Forma parte de la condición humana

Eva Mª Durán dijo...

Gracias por la información, Josué. Me alegro que María no esté en la misma situación que otros residentes de Gaza. No me extraña lo que me dices del cónsul español, ya de mi país no me puede extrañar nada, aunque sólo tengo tu versión de eso. Y en cuanto lo que afirmas acerca de la resistencia... la misma palabra lo dice, resistencia. Comparar sólo los más de 500 muertos palestinos con los escasos 10 o 20 israelís, aunque un muerto siempre es un muerto. Y tienes razón, la verdad de uno no es la del otro, lo importante es que nos respetemos, y me gusta porque en tus comentarios has sido siempre muy respetuoso y me gustaría ser lo mismo contigo.
Ah, y puedes tutearme.

josue dijo...

Hola Eva: ya que lo permites voy a tutearte. Es que el tratar de Ud a alguien desconocido lo aprendí en Argentina, nací allí, donde es de buena educación ser respetuoso.

Para que no tengas sólo mi versión te paso la siguiente información:
1) puedes escuchar la conversación telefónica de María Velasco en CNN+, en esta dirección:

http://agai-galicia-israel.blogspot.com/2009/01/entrevista-en-directo-cunha-espaola-en.html

2) puedes leer en su web bastantes artículos- muy variados eso sí - y creo que te pueden gustar. A mi me gustó, en serio de corazón, y que conste: ella NO es pro-israelí ( yo sí ); ella es propalestina ( aunque no lo creas yo también...aunque cada vez menos) y lo que sí ella es antiHamás y yo también. Menuda mezcla. Pero hay un viejo escrito Sen que dice: la igualdad sin diferenciación es una mala igualdad, la diferenciación sin igualdad es una mala diferenciación. Yo creo e intento practicarlo.

Te mando entonces un pequeño párrafo, por él se ha ganado mi respeto, que tiene en su web:

Matar a personas inocentes en atentados terroristas, se convierte en Kafir Murtadd Mustahlil, es decir en apóstata, por haber pretendido hacer halal (istihlal) el asesinato de inocentes, crimen que el Sagrado Corán y la Sunna del Profeta Muhammad, Dios le bendiga y salve, prohíben expresamente.
La causa del terrorismo es la ignorancia y el fanatismo y la solución es la educación.
Mientras los palestinos continúen sin aceptar la existencia del Estado de Israel y sin renunciar a la violencia, tal como sigue defendiendo Hamas en todos los foros, no habrá paz, ni estabilidad, ni seguridad para Oriente Medio. Se trata de aceptar la realidad nacida en 1948, el Estado hebreo, y de ser capaces de convivir con ella en paz y armonía, construyendo junto con sus vecinos un marco que haga compatible el desarrollo social y económico con una democracia creíble. Sin embargo, la realidad al día de hoy es muy distinta y el liderazgo palestino se muestra muy torpe a la hora de conducir a su propia gente. En definitiva, se trata de ser pragmáticos, hablar de política, sentarse a negociar y aceptar las realidades sobre el terreno.

Por último, lamento sinceramente la muerte de la gente de ambos lados - repito ambos lados.
No soy como Stalin que escribió: una muerte es una desgracia, muchas muertes es un estadística. Los medios de comunicación utilizan el número de muertos para diferenciar el sufrimiento de un pueblo sobre otro. Y eso me parece una banalidad del conflicto.
Los dos pueblos merecen ser respetados y más desde una postura de izquierda, yo lo soy. Pero NO del izquierdismo irracional proislamista. Fui, soy y seré de la izquierda racional, la de la honestidad intelectual que decía Bertrand Russel. No me alío con dogmáticos políticos, ni con movimientos teocráticos. Soy ateo, gracias a Dios.
Un cordial saludo.

Eva Mª Durán dijo...

Josué, no nos pondremos mucho de acuerdo. De todas maneras, te agradezco mucho la información.